Dime cómo de influyente eres en #Twitter, y te diré cuánto vales

Un tweet puede valer dinero. Mucho dinero. En menos de 140 tristes caracteres, una persona puede llegar a ganar más que tú en todo un año. El sueldo medio español, el cual no supera los 23.000 euros, ha llegado a ser superado por un tweet, el cual puede valer 25.000 euros, según nos explican en La Vanguardia.

Valor de un tuit

Valor de un tuit

Esta es una realidad de internet que viene ligada a la influencia que cada uno de los perfiles de Twitter tiene cara a sus seguidores. No es lo mismo un perfil que tiene muchos seguidores que otro que pueda tener un poco menos pero cuya respuesta por parte del público y de sus seguidores sea mejor que el anterior. Esto depende de la simpatía y empatía que este personaje despierta en sus followers, de a qué se dedica, con qué tipo de personalidades fraterniza, y que tipo de uso se haga de esta herramienta.

 

Y es que Twitter ha dejado de ser una mera red social para convertirse en una potente herramienta de Marketing Online. Distintas marcas y empresas han visto un tirón social y de respuesta mucho más fuerte y directo en este nuevo estilo de publicidad. No solo crean sus propias cuentas para crearse una imagen en este mar de círculos de intereses que cada uno se gestiona, sino que ahora también mueven sus contenidos y promociones a través de famosos, bloggers, deportistas o músicos.

 

Esta actividad tuvo sus inicios en Estados Unidos, donde personalidades como el famoso Justin Bieber es una auténtica golosina para los Agents of Influence por la gran cantidad de seguidores que tiene y la respuesta que genera en ellos, los cuales se consideran los pioneros en aprovechar ese gesto del RT o mención anteriormente gratuito y desinteresado.

En pocas palabras, estos agentes publican a través de los perfiles de estos influencers, tweets con publicidad y promociones. Así, dependiendo de quién sea quien lo escriba, la empresa podrá medir el ratio de alcance que ha tenido, en qué tipo de público, cuánto se ha virilizado, en cuánto tiempo se ha conseguido y cuál es el nivel de respuesta exacto.

Además, aprovechan el recurso al máximo, twitteando a efectos personales, sin lenguaje o intención publicitaria, y ofreciendo promesas personales, como giras con la persona del perfil, o eventos en las que la propia persona esté presente. Optimización de recursos compaginando vías de actuación en marketing y publicidad de la vieja escuela con las novedosas herramientas ampliadas al máximo en todos sus ámbitos.

 

Es por ello que no solo de famosos viven estos nuevos visionarios de la publicidad, sino que el estudio va enfocado en aspectos de respuesta, tipo de público, seguidores activos y más detalles relacionados.

Así que ya sabéis, haceros con un hueco importante y de peso dentro de Twitter, y podréis llegar a ganar dinero con vuestras publicaciones de menos de 140 caracteres.